BANCO NACIONAL DE PANAMA
Noticias

La Catedral la lujosa cárcel construida para Escobar se convertirá en hogar para ancianos

LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

La Catedral, la lujosa cárcel que se levantó para el narcotraficante colombiano Pablo Escobar cuando se entregó a las autoridades en 1991 y de la que después se fugó, se convertirá 20 años después en un hogar para ancianos sin recursos. Escobar ocupó aquella prisión durante poco más de un año desde el 19 de junio de 1991 tras sellar un acuerdo con el entonces presidente César Gaviria, por el que el jefe del cartel de la droga de Medellín aceptaba el cautiverio a cambio de que el Gobierno revocara un tratado de extradición con Estados Unidos.

La Catedral, ubicada en una aldea del municipio de Envigado, vecino a la ciudad de Medellín, contaba con lujosas habitaciones, salas de juego, gimnasio, una catarata natural y hasta cancha de fútbol, un lugar que tenía abiertas las puertas sin restricciones a familiares, amigos y socios del narcotraficante. Con vistas privilegiadas sobre Medellín, desde esa celda de oro Escobar controlaba sus negocios mafiosos, ordenaba asesinatos, que se llevaban a cabo en el interior del mismo recinto, y celebraba fiestas con abundancia de alcohol, drogas y mujeres junto a sus secuaces, algunos de ellos también cautivos en La Catedral.

Cuando salieron a la luz estas actividades, Gaviria se vio obligado a trasladar a Escobar a una cárcel de verdad, pero el que era considerado el mayor narcotraficante de la historia de Colombia se enteró de esa decisión y en la noche del 21 de julio de 1992 se fugó. Esa fue la que se considera su segunda gran burla al Estado colombiano y al expresidente Gaviria.

El destino de La Catedral cambió de rumbo en 2007 con la llegada de un grupo de monjes benedictinos que levantaron entre los muros que quedaban en pie un espacio de paz y oración.

Ahora, cinco años después de su llegada, los benedictinos están a punto de convertir el espacio en un centro de cuidado para los ancianos de Envigado, que esperan esté listo en septiembre próximo. «El hogar es para personas de escasos recursos o desvalidos y no tendrán que pagar», aseguró el monje, quien explicó que algunos de los miembros de la comunidad ya están adquiriendo conocimientos en medicina para cuidar a los ancianos.

Pablo Escobar murió a manos de la fuerza pública en diciembre de 1993, un año y medio después de su fuga, pero sus huellas siguen vivas en Colombia y sobre todo en Medellín, epicentro de la actividad criminal del mayor narcotraficante de la historia del país.

Fuente: abc

Comparte..
LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

1 Comentario

Click aqui para publicar un comentario