BANCO NACIONAL DE PANAMA
Salud al instante

Una modelo muestra los estragos de la quimioterapia tras el cáncer

LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

Mieko Rye es una exitosa modelo que lucha contra un cáncer de mama en su etapa 3. La maniquí de 41 años, sin trampa ni cartón, ha querido compartir su historia con el mundo, especialmente con mujeres que pasan por su misma situación.

Mieko quiere causar el efecto positivo intentando hacer ver que esta terrible enfermedad solo cambia lo exterior, el interior y la esencia de cada persona sigue intacta y no hay que permitir que eso se pierda jamás.

Rye es una espectacular mujer que ha vivido entre pasarelas toda su vida, hecho que ha aumentado el doble la carga emocional y psicológicas que puede devastar a una persona con cáncer, sumándose además, el impacto de la enfermedad sobre la apariencia física, al tratarse de una mujer cuyo trabajo y economía depende de su belleza.

Mieko es consciente de que su carrera depende en gran medida de la apariencia, pero no se rinde ni se compadece. Por esa misma razón, publicó la sesión de fotos en Facebook donde comparaba imágenes antiguas con su actual estado.Mieko-Rye2-cancer-larevistamn

Mieko Rye ha querido compartir su experiencia de vivir con cáncer, y cómo pese a lo devastador del proceso, ha podido hacer balance y reflexionar al respecto, sobre su identidad y lo que realmente es bello e importa.

Tuve la idea de hacer una sesión de fotos mientras luchaba contra el cáncer. Cuando comencé mi carrera como modelo hace 20 años, no encajaba en el concepto americano de la belleza. Me dijeron que mi piel era demasiado oscura, que tenía muchas curvas o que mi caballero era demasiado seco o rizado, o grande. Ninguna maquilladora podía igualar el tono de mi piel, porque nunca llevaban bases adecuadas para mujeres de color. Luego las chicas brasileñas curvilíneas tomaron la industria de la moda, ¡Dios las bendiga!, y mi carrera despegó.

La quimioterapia causa estragos en mi cuerpo lentamente. Es verdaderamente humillante, pasar de los viajes y el trabajo a nivel internacional a estar confinada en la cama. Cada día es un reto cuando pierdo placeres simples como comer, ir a dar un paseo, o llevar a mi hijo en brazos. Yo estaba en el banquillo al no poder participar en los acontecimientos diarios de la vida.

Con el Cáncer viene una destrucción. Sin embargo, también me ha dado la oportunidad de reconstruirme desde adentro hacia afuera. He eliminado lo que no era necesario y que honestamente, ha impedido mi crecimiento.

Mieko-Rye1-cancer-larevistamnEstar vivo es esencialmente estar sola, y estoy de acuerdo con eso… Porque me encanta y disfruto de la mujer en que me he convertido. Así que cuando digo que estoy sola, quiero decir que estoy libre de un hombre, de una carrera, del papel, o el título al me me aferré en el pasado para definirme. Mi felicidad no depende del amor, la confianza, la lealtad o la aprobación de otro.

Soy simplemente Mieko. No tengo nada que ocultar. Tengo cáncer de mama en etapa 3 y nunca me he sentido más hermosa en toda mi vida», terminaba diciendo la modelo en este emotivo y sincero escrito.

Rye comento en un principio, que cuando le diagnosticaron el cáncer, sintió mucho miedo porque era madre soltera y enseguida comenzó a evaluar cómo haría para sobrevivir económicamente. Pero luego se dio cuenta de que el miedo no la iba a ayudar a salir de su difícil situación y decidió fijarse metas y ser fuerte por ella y su hijo.

Comparte..
LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

Agregar Comentario

Click aqui para publicar un comentario