BANCO NACIONAL DE PANAMA
Deportes Noticias

James Rodríguez pasa por un momento muy difícil en el Real Madrid

LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

James Rodríguez atraviesa un muy complicado momento en el Real Madrid. El jugador colombiano no fue titular el pasado martes en la Supercopa de Europa pese a que el equipo merengue llegó a Noruega con un amplio elenco de bajas. A saber, Cristiano Ronaldo, Bale, Kroos, Modric, Benzema… ninguno pudo jugar de inicio. Eso, a priori, pintaba al colombiano como titular. El joven Asensio fue, sin embargo, el encargado de ocupar su puesto. Y lo hizo con ‘matrícula de honor’.

Su golazo por toda la escuadra y su fútbol volvieron a maravillar como sucedió durante toda la pretemporada. Quizá por eso James mostró a lo largo de los 90 minutos una actitud pasiva, cercana a la desidia, al tedio, al aburrimiento.

Cazado por las cámaras de La Sexta, el ’10’ blanco estuvo bostezando constantemente en el banquillo. Hasta que Zidane decidió darle entrada cuando ya apenas quedaba tiempo para la remontada. El ex del Mónaco ya estaba en el césped cuando Sergio Ramos anotó en el minuto 93 el gol del empate a dos, el que forzaba la prórroga. El tanto lo festejó con alegría. Tenía al lado a su capitán y lo abrazó emocionado.

No ocurrió lo mismo cuando, en el 119′ Carvajal se inventó un golazo. Éste, el del triunfo, apenas lo celebró. Y ya con el partido acabado se produjo la imagen de la noche.

Los futbolistas estaban en el césped antes de recoger sus medallas y levantar la copa. A ellos se les acercó Zidane. El francés se abrazó con la mayoría. Felicitó a la mayoría. Sólo uno no tuvo contacto con el galo.

Correcto: James Rodríguez apenas se dirigió un par de miradas frías, pero no hubo ni guiños, ni gestos, ni el más mínimo saludo, buena prueba del ‘divorcio ‘ que tiene con un preparador que, por cierto, ya ha dejado claro en el Real Madrid que prefiere mantener a Isco en su plantel que a James.

El problema para él es que James tiene la protección de la directiva y un retorno económico de los que no gozan el malagueño. Eso podría forzar su salida del Bernabéu para alegría de un James que, últimamente, no goza de demasiados momentos para sonreír.

Comparte..
LA ESQUINA DE MANUEL NUÑEZ

Agregar Comentario

Click aqui para publicar un comentario